Para todas las parejas que han decidido unir sus vidas para toda la vida, el día de su boda es uno de los más importantes, pues se trata de una celebración en la que tanto sus familiares como sus amigos se convierten en testigos de esta alianza. Sin duda alguna es un día muy especial que se sale de la cotidianeidad para quedar como uno de los mejores recuerdos para todos los asistentes.

Es por eso que su preparación no se debe de tomar a la ligera, ya que una boda, sea bajo la religión o instancia que sea, está llena de pequeños detalles que la pueden convertir en un acontecimiento notable, o simplemente en una experiencia olvidable. Esa es la razón por la que su planeación lleva meses, porque la mayoría de las parejas desea que ese día quede marcado en la historia familiar como algo perdurable.

Afortunadamente en nuestro país se está popularizando la figura del wedding planner, es decir, una persona especializada en la organización de eventos sociales, específicamente los que se refieren a los de las bodas. Su trabajo puede ser muy complicado, debido a que abarca todos los aspectos de esta celebración, misma que está llena de pequeños detalles, como las invitaciones, las servilletas, el tipo de vajilla, la comida, el pastel, los recuerdos, el grupo musical que la amenizará y mucho, mucho más.

El especialista en la planeación de la boda tiene una serie de retos, como lo es el saber conectarse con la pareja que está por casarse, con el fin de detectar de manera oportuna sus necesidades, así como sus gustos y preferencias para que los dos estén completamente satisfechos con su celebración.

Ahora bien, hay muchas parejas que prefieren que su casamiento se destaque por la sencillez, incluso hay quienes sólo invitan a las personas más cercanas a ellas; pero también existen otros que avientan la casa por la ventana para hacer que ese día se convierta en algo único y espectacular.

Éstos últimos son los que representan un mayor reto para el planeador de la boda, pues ciertamente su trabajo tiene que cumplir con expectativas muy altas, cubrir todo tipo de excentricidades, además de saber adaptar los deseos de la pareja a esta ceremonia solemne, por muy imposibles que parezcan sus peticiones.

Entre las últimas tendencias en la materia de las ceremonias para unir a un matrimonio destaca una muy particular, la de las bodas temáticas. ¿En qué consisten? Son celebraciones que destacan por su originalidad, ya que están ambientadas de manera especial en ciertos temas que son del gusto de la pareja por casarse, de tal manera que tanto la ceremonia religiosa como la recepción están marcadas por una serie de referencias a ese lugar, clima, artista, época histórica e incluso película o serie televisiva que tanto le gusta al futuro matrimonio.

Como las posibilidades respecto a este tipo de celebraciones sólo tienen su límite en la imaginación de los novios, a continuación mencionaremos algunos ejemplos de bodas temáticas que pueden resultar todo un reto para el wedding planner:

Bodas basadas en una película. En internet abundan los videos de bodas en los que los pequeños detalles de filmes conocidos se destacan, como la pareja que en vez de realizar su primer baile de manera romántica, decidió sacar los sables de luz de la Guerra de las Galaxias y hacer todo una rutina de lucha de espadas.

Aunque existen más ejemplos en los que el pastel tiene motivos que recuerdan a los súper héroes de películas, lo cierto es que el verdadero reto está en hacer que todos y cada uno de los detalles giren en torno a ese filme que tanto significado tiene para los novios, a tal punto que incluso su vestimenta se salga de la cotidianeidad para que la pareja se convierta en personajes de película, de ahí que existan bellas fotos en las que el novio es Han Solo y la novia la princesa Leia, siguiendo con el ejemplo de la Guerra de las Galaxias.

Bodas basadas en libros. En ningún lado encontrarás historias de amor tan entrañables como en los libros, y es que en el mundo de la literatura abundan ejemplos de parejas que pese a todas las circunstancias, llevan su relación adelante y superan todo tipo de obstáculos. En ese sentido, hay quienes han decidido vestirse como su personaje ficticio favorito, o introducir en la decoración en general todos los motivos de dichos libros. De tal manera que podemos ver a los novios vestidos como los personajes de Harry Potter, El señor de los anillos y hasta de Alicia en el país de las maravillas.

Boda árabe. Los colores, la comida, la música y el máximo espíritu festivo que han demostrado tener las bodas de oriente, son factores que más nos llaman la atención en esta parte del mundo, y es que recurrir a un tema paradisiaco es una excelente forma de convertir un casamiento en una celebración muy original, desde la vestimenta hasta los adornos del salón (o jardín) de fiestas lo convertirán en algo muy especial.

Bodas de otra época. La sociedad se encuentra en constante evolución, los rituales, así como la ideología se han transformado completamente; sin embargo, hay personas que admiran las costumbres de otras épocas, cuando todos se vestían y actuaban de forma distinta a la actual. En ese sentido, hay parejas que deciden que su boda tendrá lugar en el medievo, en la que el novio se pondrá una armadura de caballero, mientras que ella portará un vestido de princesa.

Por otro lado, las distintas décadas del siglo pasado también resultan ser muy atractivas para rescatarse en el día de la boda, de tal forma que hay quienes prefieren recurrir a los esplendorosos años veinte, o recordar la época de amor y paz que se destacó en los años sesenta.

Estos son sólo algunos ejemplos de temáticas que podrían utilizarse en una boda, pero como mencionamos anteriormente, todo depende de los gustos y preferencias de la pareja que está por casarse, y el único límite para hacer de ese día único está en su imaginación. El principal desafío lo tiene el wedding planner, quien tiene que estar preparado para enfrentarse a solventar todas las necesidades de los novios, siempre siguiendo las tendencias y una excelente actitud para la resolución de cualquier problema que se vaya presentando.

En el Instituto de Moda y Empresa tenemos el curso de preparación para wedding planner, en el que las personas que ya se dedican a la organización de este tipo de eventos, así como las que se quieren introducir en este bello mundo, tengan las herramientas teóricas necesarias para hacer los sueños de sus clientes realidad de la mejor manera. Te invitamos a comunicarte con nosotros para más información. Recuerda que tú puedes hacer de una boda un evento inolvidable.